Conócenos

INTERNET Y TECNOLOGÍA

El sector judicial ante el reto de la transformación digital

Por Matilde Lorente

  • Imprimir

Matilde Lorente

La necesidad de adaptarse a la era digital por parte de cualquier organización ya no es cuestionable. La denominada transformación digital juega un papel crucial tanto para ciudadanos como para empresas e instituciones ya que permite impulsar la eficiencia, la productividad y el crecimiento, lo que se traduce en una toma de decisiones más ágil, una mayor automatización y un servicio al cliente o al ciudadano de calidad.

Al igual que muchos otros sectores económicos, el sector judicial está afrontando importantes cambios para adaptarse a este nuevo contexto. Tribunales, juzgados y colegios de profesionales (abogados, procuradores, notarios, registradores..)  deben afrontar un proceso de modernización que apueste por la transformación digital, la trasparencia y la innovación. El objetivo es  mejorar la calidad y eficiencia del sistema judicial, así como el acceso de los ciudadanos a la justicia y la atención y el servicio a colegiados, ciudadanos y sociedad en general.

Sin lugar a dudas, la tecnología es el aliado indispensable para ayudar a todos estos organismos a lidiar con este nuevo marco de transformación digital y liderar un proceso de modernización que les ayudará a seguir siendo una clara referencia institucional.  

Infraestructura flexible y escalable

La innovación y la aparición de nuevas capacidades como el big data, la computación en la nube, la movilidad o la computación cognitiva, han creado el entorno tecnológico más potente que haya existido nunca.

Para abordar esta transformación digital,  el sector judicial debe apostar por un nuevo modelo de infraestructuras tecnológicas, que haga posible aprovechar las ventajas de todas estas capacidades -cloud, seguridad, analítica cognitiva, enfoque colaborativo y social, movilidad y acceso multidispositivo e integración de servicios y aplicaciones- para mejorar su funcionamiento y la interacción con profesionales y colegiados independientemente del horario, lugar, pico de actividad o canal que se utilice (presencial, telefónico, correo electrónico, chat online, app móvil, página web, etc).

En este sentido, uno de los principales vectores de cambio son las tecnologías en la nube, por lo que podemos afirmar que estas tecnologías son el perfecto aliado para ayudar al sector judicial a realizar con éxito el proceso de transformación necesario para operar en el complejo entorno actual.

Contar con una sólida y eficiente infraestructura tecnológica en la nube le permitirá cumplir con los estándares de seguridad, disponer de una capacidad de proceso y almacenamiento más flexible y optimizar el aprovechamiento de la movilidad. Además, “la nube” es una plataforma flexible, que se ajusta a las diferentes demandas y necesidades de actividad, de tal forma que, en un modelo de pago por uso, sólo se paga por mayores capacidades de computación en el momento en que esta se necesita, y en momentos de menor carga de trabajo, por el mínimo de la capacidad utilizada.

Asimismo, un valor añadido de la computación en la nube es que garantiza el cumplimiento con las normativas vigentes de protección de datos y permite albergar de forma segura aplicaciones para funciones críticas de negocio –como correo electrónico o análisis de datos, así como servicios para la detección de intrusos o administración de la seguridad de la información, requisitos tan relevantes en el sector de la justicia.

Además de las habituales amenazas y riesgos de seguridad, estos organismos se enfrentan a barreras de costes y tiempo, que hacen que en ocasiones estos cambios sean más lentos. La flexibilidad, la reducción de costes y la facilidad de gestión asociada al modelo cloud permiten minimizar estos retos.

En definitiva, las instituciones judiciales más eficientes y que permitirán un mejor acceso a la justicia serán aquellas capaces de adaptar su modelo de negocio y sus operaciones a la ‘nueva era tecnológica’, dominada por fenómenos como el cloud o el Big Data. Para manejar información cada vez más confidencial y enfrentarse a un entorno cada vez más móvil la única opción es apostar por la transformación del negocio, donde la nube marca un camino ineludible.


Lefebvre - EL Derecho no comparte necesariamente ni se responsabiliza de las opiniones expresadas por los autores o colaboradores de esta publicación

Widgets Magazine

COMENTARIOS JURISPRUDENCIALES

ebook gratuito

CASE STUDY & MASTER CLASS

ENTREVISTAS

LOPD EN DESPACHOS DE ABOGADOS

  • Caso práctico: Lexnet

    El consentimiento para la comunicación de los datos de carácter personal a un tercero será nulo cuando la información que se facilite al interesado no le permita conocer la finalidad a que se destinarán los datos cuya comunicación se autoriza, o el tipo de actividad de aquel a quien se pretenden comunicar.

GESTIÓN DE DESPACHOS

  • La web y el blog, primeras piedras del camino hacia el posicionamiento SEO

    ¿Recuerdas cuando captar clientes se reducía al ‘boca a oreja’ y al prestigio del despacho? ¿Todo iba mucho más rodado, ¿verdad? ¿Cuál es el motivo por el que ahora ya no es tan fácil? Muy sencillo: se ha constituido un nuevo canal de captación que aún tiene mucho potencial: internet, la web y Google, el mayor canal de información y búsqueda de contenidos de España.

Pablo García Mexía

Abogado, Cofundador de Syntagma, Centro de estudios estratégicos.

1

Carlos Pérez Sanz

Socio del área de Information Technology y Compliance de ECIJA.

1

Raúl Rubio

Partner, Information Technology & Communications Baker & McKenzie

1

Informe “Intelligent economies: AI’s transformation of industries and societies” (The Economist Intelligence Unit)

El informe señala que la inteligencia artificial (IA) está pasando del ámbito de la ciencia ficción a su adopción en el mundo real por parte de organizaciones de los sectores público y privado de todo el mundo.

COLABORA CON NOSOTROS

Colabora

Envianos un artículo sobre nuevas tecnologías aplicadas al ámbito jurídico

Colaborar

Enviar Artículo

He leído y acepto las condiciones de la Política de Privacidad y el Aviso Legal

(*) Campos obligatorios

Atención al cliente: De lunes a viernes de 8:30 a 20:00 horas ininterrumpidamente. Tel 91 210 80 00 - 902 44 33 55 Fax. 915 78 16 17