Conócenos

#DÍADEINTERNET

Retos y oportunidades de las nuevas tecnologías para el Abogado del Siglo XXI

Por Víctor Manuel Sánchez Tornel

  • Imprimir


Como cada año, se acerca una fecha señalada en el calendario para todos aquellos que compartimos la pasión por el Derecho y las denominadas “Nuevas Tecnologías” o Derecho Digital. Me refiero al día 17 de mayo: Día Mundial de Internet. 

Es por ello que me parece una muy buena ocasión para hacer una reflexión en relación con el impacto actual de las nuevas tecnologías y el mundo digital en la abogacía. Y es que es indiscutible ya, que las tecnologías de la información se han incorporado plenamente al ejercicio de nuestra profesión. En este año 2016 es especialmente pertinente esta afirmación por cuanto que los Letrados hemos visto como “se nos incorporaba”, junto al resto de profesionales de la Administración de Justicia, al sistema de comunicaciones electrónicas del Ministerio de Justicia: LexNet.

El objetivo del artículo es hacer una reflexión sobre algunos de los retos, pero también sobre las oportunidades, que las nuevas tecnologías suponen de cara al ejercicio de nuestra profesión. 

1º) Relaciones con la Administración de Justicia y TIC: 

Como ya he adelantado, a la hora de analizar los retos que nos plantea la situación actual, no podemos ser ajenos a la realidad de LexNet. Independientemente de las opiniones críticas, muy bien fundadas, que este proyecto suscite (las cuales no son objeto del artículo) hay que valorar positivamente el hecho de incorporar las TIC a la Administración de Justicia. Desde nuestra perspectiva, LexNet supone la necesidad de relacionarnos a través de herramientas como los certificados digitales, tarjetas criptográficas y por supuesto el famoso y temido “JAVA” que tiende a fallar en el momento más inoportuno. 

Sin embargo, desde la óptica de las oportunidades, hemos de ser conscientes de que en condiciones de funcionamiento adecuado y con suficientes garantías legales del sistema, nos veremos beneficiados por un considerable ahorro de tiempo y mayor facilidad en la gestión de la información gracias a la digitalización de las comunicaciones con los órganos judiciales. 

2º) Impacto transversal en todas las ramas del Derecho:

El Derecho Digital puede ser considerado ya como una rama más dentro de ese frondoso árbol que supone nuestra disciplina. En este sentido, nos encontramos con temas tan relevantes, y de actualidad, como el derecho al olvido; nuevos tipos penales como el stalking, grooming o ciberbullying; delitos contra las personas y el patrimonio cometidos a través de Internet; la mayor proyección en vulneraciones del derecho al honor, la intimidad y la propia imagen a través de las redes sociales; o las implicaciones de las transacciones comerciales a través del cada vez más creciente sector del comercio electrónico o incluso monedas electrónicas como el BitCoin. 

Pero las TIC no solo afectan al Derecho sustantivo. En ese sentido están igualmente presentes, y de forma no poco relevante, en el ámbito procesal de los distintos órdenes. 

Y es que en la realidad de la práctica de los Juzgados nos encontramos, cada vez más, con situaciones en las que las pruebas aportadas en el procedimiento son “pantallazos”, conversaciones de aplicaciones de mensajería o archivos digitales. 

Pero, ¿han sido aportadas dichas pruebas al procedimiento con las debidas garantías? ¿Realmente esas pruebas acreditan la realidad de los hechos con las suficientes garantías legales? ¿Se puede dar fe pública de la realidad del contenido de una supuesta conversación de WhatsApp con base en la mera presentación del terminal al Secretario Judicial? ¿Cómo debemos aportar esas pruebas con las garantías adecuadas? ¿Podemos impugnar la prueba aportada de esta forma por la parte contraria? 

Son muchos los interrogantes y extensas las respuestas que darían para otros artículos. Sin embargo, vemos cómo incluso el legislador está dando pasos en este sentido. Buena prueba de ello es la reciente Ley Orgánica 13/2015, de 5 de octubre, de modificación de la Ley de Enjuiciamiento Criminal para el fortalecimiento de las garantías procesales y la regulación de las medidas de investigación tecnológica. 

3º) El despacho del abogado del Siglo XXI 

Las TIC, son ya una realidad a la que no podemos (y algunos no queremos) escapar. La profesión de abogado siempre ha conllevado la gestión de ingentes cantidades de información de muy distinta naturaleza. La adecuada gestión de dicha información es clave para el correcto análisis de la situación a la que se enfrenta nuestro cliente, y por tanto incide de forma decisiva en nuestra valoración a la hora de plantear nuestra estrategia. 

En este sentido, las TIC han multiplicado de forma exponencial la cantidad de información que tenemos que procesar. Sin embargo, a la par que ha sucedido esto, en la actualidad contamos a nuestra disposición con herramientas de gestión de la información y de productividad realmente útiles. 

A modo de ejemplo, por mencionar algunas utilidades que uso personalmente, puedo citar aplicaciones móviles como CamScanner, que me permite escanear 100 páginas de un expediente en unos minutos tras recibir autorización del asombrado funcionario previa consulta al Secretario Judicial); Trello, otra herramienta que me permite, mediante un sistema de gestión de tarjetas, llevar una lista de tareas del día a día; o incluso la App de LexNet, que permite acceder a las notificaciones desde el smartphone, y que, si bien no permite aceptar las mismas, sí que es útil por su sistema de notificaciones inmediatas una vez se recibe la misma. 

Por supuesto aquí no podemos dejar de citar redes sociales como Twitter, LinkedIn e incluso Facebook, que pueden, y deben, ser usadas por los profesionales de la abogacía, tanto con la finalidad de captar clientes, como con la de obtener valiosa información segmentada por temas de interés, o incluso colaborar con otros profesionales. En este sentido son muy recomendables las Listas de Twitter, grupos de WhatsApp con compañeros (cuidando mucho el contenido de las conversaciones por motivos obvios de privacidad y la sensibilidad de la materia), o los grupos temáticos de discusión en LinkedIn. 

Por último, pero no menos importante, las cada vez más funcionales bases de datos de jurisprudencia, sistemas de gestión del conocimiento como los Mementos, y herramientas de gestión integral del despacho son elementos a nuestro alcance y en todo caso fundamentales para el eficiente y exitoso desempeño del ejercicio de la abogacía y la mejora de la productividad de nuestros despachos. 

Conclusión 

A modo de conclusión creo que no me equivoco al afirmar que nos encontramos en una época apasionante como Letrados, con muchos desafíos e interrogantes, sí, pero con la oportunidad de participar activamente en las soluciones y respuestas a los mismos. En este sentido hay que valorar muy positivamente el nacimiento en diversos Colegios Profesionales de Secciones de Derecho de las Tecnologías de la Información o Derecho Digital no solo de Barcelona o Madrid, sino de otras ciudades como por ejemplo Bilbao, Alicante, o sin ir más lejos ICAMUR en mi ciudad, en lo que se trata sin duda de una gran instrumento de participación para, entre todos, dar respuesta a esos desafíos e interrogantes.

Noticia relacionada:

Expertos en el ámbito tecnológico legal nos ofrecen su visión sobre la evolución de Internet

Lefebvre - EL Derecho no comparte necesariamente ni se responsabiliza de las opiniones expresadas por los autores o colaboradores de esta publicación

Widgets Magazine

Comentarios jurisprudenciales

CASE STUDY & MASTER CLASS

LOPD EN DESPACHOS DE ABOGADOS

  • Procedimientos de seguridad. Control de acceso

    Unos de los procesos a implementar en el despacho jurídico es el del control de acceso a los lugares del despacho donde se almacenan datos personales.

  • Procedimientos de seguridad

    Unos de los procesos a implementar en el despacho jurídico es el de la identificación y autenticación de usuarios en aquellos sistemas de información desde los que se gestionen datos personales.

  • Medidas de seguridad para ficheros no automatizados

    Antes de entrar de lleno a definir procesos de seguridad conviene que se haya planteado adecuadamente los ficheros de datos que deberá registrar y su tipología.

ebook gratuito

ENTREVISTAS

GESTIÓN DE DESPACHOS

  • ¿Por qué es importante implementar el marketing en una empresa de servicios jurídicos?

    Hoy en día, el mercado legal está inmerso en una etapa de dinamismo que se está llevando a cabo a través de numerosas integraciones y/o fusiones entre despachos de diferente perfil que lo que buscan es crear una marca más sólida con la que poder prestar un servicio más completo a sus clientes.

  • La web y el blog, primeras piedras del camino hacia el posicionamiento SEO

    ¿Recuerdas cuando captar clientes se reducía al ‘boca a oreja’ y al prestigio del despacho? ¿Todo iba mucho más rodado, ¿verdad? ¿Cuál es el motivo por el que ahora ya no es tan fácil? Muy sencillo: se ha constituido un nuevo canal de captación que aún tiene mucho potencial: internet, la web y Google, el mayor canal de información y búsqueda de contenidos de España.

REDES SOCIALES & ABOGADOS

  • Internet y Redes Sociales para despachos de abogados: una exigencia necesaria

    ¿Por qué es importante que los despachos de abogados entren en la dinámica de las redes sociales e Internet? ¿Cómo puede afectar a un bufete el estar o no en el mundo digital? ¿Qué es lo que quieren tus futuros clientes de su abogado? El mundo se ha digitalizado y los abogados no pueden quedarse atrás.

COLABORA CON NOSOTROS

Colabora

Envianos un artículo sobre nuevas tecnologías aplicadas al ámbito jurídico

Colaborar

Enviar Artículo

He leído y acepto las condiciones de la Política de Privacidad y el Aviso Legal

(*) Campos obligatorios

Pablo García Mexía

Abogado, Cofundador de Syntagma, Centro de estudios estratégicos.

1

Carlos Pérez Sanz

Socio del área de Information Technology y Compliance de ECIJA.

1

Raúl Rubio

Partner, Information Technology & Communications Baker & McKenzie

1
feedburner

Reciba LAW & TIC de forma gratuita.

Atención al cliente: De lunes a viernes de 8:30 a 20:00 horas ininterrumpidamente. Tel 91 210 80 00 - 902 44 33 55 Fax. 915 78 16 17